Serviciso integrales de decoración

El desarrollo de un proyecto conlleva cuatro fases:

  1. Primera fase:
    Impresiones. Cambio de impresiones entre cliente y decoradoras y planteamiento de la idea del proyecto.
  2. Segunda fase:
    Idea. Desarrollo de la idea. Presentación de dibujos gráficos en 2 y 3 dimensiones para concretar junto con el cliente los conceptos más adecuados según sus necesidades.
  3. Tercera fase:
    Proyecto. Desarrollar el proyecto con toda la documentación técnica y gráfica necesaria para poder llevarlo acabo.
  4. Cuarta fase:
    Ejecución. Coordinación de gremios y supervisión de la obra para que se realice según el diseño definitivo.